Tipos de Lanas y fibras. Guía Básica

18 Dec 2017

A PORTADA

El mundo de las lanas y fibras es realmente maravilloso e infinito, es por eso que a la hora de escoger el mejor material o más idóneo para nuestros proyectos, nos encontramos con la típica duda: ¿Qué lana elijo? ¿Para qué sirve? ¿Cómo quedará en mi trabajo? ¿Pica? ¿Es fresca o cálida? Etc.

Son tantas preguntas como lanas y fibras hay. Por eso hoy te cuento un poquito de las más conocidas, para que la próxima vez que decidas tu material, puedas elegir más claramente. 

 

Fibras:  Naturales, Sintéticas y Artificiales

 

Fibras naturales. Encontramos fibra vegetal y animal (pelo) como la lana de oveja, que también tiene distintos tipos de clasificación, pues proviene de diversas razas de ovinos, ¡son muchos, más de 70 sin contar mezclas! como Correidale, Suffolk, Romney, Hampshire, Merino, entre los más conocidos. Sus diferencias radican en suavidad, espesor (en micras por pelo) largo, textura etc. Ya les contaré más adelante en otra edición, mayor detalle sobre nuestras amigas ovejitas.

SEGURO TE INTERESA: "Aquí la Lana se bota o se regala" · Entrevista

 

Fibras Naturales. También encontramos lana de cabra de Angora de donde proviene el Mohair, Cachmere o cachemira, lana de Yak, de búfalo o bisonte; de camélidos como el camello, la llama, la alpaca, siendo de ésta última, una de las lanas más cotizadas por sus características junto a la de Vicuña, que actualmente puede llegar a costar unos cuantos miles de dólares por unos pocos gramos, por su peligro de extinción. Del conejo Angora obtenemos su lana suave y liviana, que NO es la misma que de la cabra de Angora (mohair) dos fibras muy distintas. En este punto, cuando compres, asegúrate de tener muy claro lo que te están vendiendo.

También está la seda, proveniente de diversos insectos y arácnidos, pero la más utilizada en la industria es la que proviene del gusano de la mariposa Bombyx Mori, y aquí también nos encontraremos con sub categorías por suavidad, textura, brillo, grosor etc.

 

FIBRAS VEGETALES en donde está el Algodón, el Lino, el Bambú, el Cáñamo como los más conocidos, pero también la Viscosa celulosa, o rayón o viscoseda. Esta última aún se debate entre las fibras naturales y artificiales, pues pese a que proviene de la celulosa, en su proceso de fabricación se incluyen químicos (que no quedan en la fibra) pero sus cualidades son las mismas que comparten las fibras naturales. Personalmente la clasifico como natural-procesada. 

 

Todas las fibras naturales, son reciclables y ecológicas desde el punto de vista de la no contaminación ambiental; son saludables pues nos protegen de los dañinos rayos ultra violeta, cálidas en invierno y aislantes en verano, respirables pues permiten que nuestro cuerpo transpire sin guardar humedad, algunas extremadamente suaves al tacto y poseen cualidades impermeables. Muchas de ellas se fabrican en serie por medio de procesos industriales y tintes químicos, pero también de manera artesanal, desde la esquila o recolección al teñido natural.

En algunas culturas son sinónimo de lujo o estatus y por sus características impresionantes, se utilizan también en la fabricación de miles de artículos de alta gama, en diversas áreas y hasta en tecnología de punta en la NASA. Pero también, dependiendo de cada una, como algunas lanas de oveja, en ciertas personas pueden provocar reacciones alérgicas o picor y su valor comercial normalmente es mayor al de las fibras sintéticas.

Las fibras Sintéticas que provienen de derivados químicos y del petróleo (plástico) nos ofrecen infinidad de formas, texturas, colores y características que las hacen muy bellas, muchas veces anti-alérgicas y por sobre todo más económicas. Nacieron de la necesidad de crear alternativas más accesibles y masivas para la población, imitando las fibras naturales pero a un precio mucho menor.

 

LEE TAMBIÉN: "Hilando, la lana es parte tuya" · Beatriz Vejar · Entrevista

 

Luego se fueron incorporando "fantasías" en donde se incluyó el plástico sin imitar la fibra natural, si no potenciando colores fuertes, exóticos, flúor, etc. y formas audaces como brillos, metalizados, abalorios, tornasoles, holografía etc. Un mundo infinito, donde aún no se ha dicho la última palabra. Las fibras sintéticas más conocidas son: el Acrílico, el Nylon o Dupont que es muy elástico, el Poliéster que es muy resistente, trevira, dralón, poliamida, microfibra, expandex y polietileno. Son firmes y durables, pero tienden a frizarse y tienen poca permeabilidad, por lo que al ser usadas en vestuario no permiten la correcta evaporación de humedad. Al ser plásticos, debemos pensar siempre que su comportamiento será como tal.

 

Fibras Artificiales en donde se incluye todo tipo fibras de procedencia natural, pero tratadas químicamente para la obtención de una estambre que tendrá características similares a las naturales y algunas fortalezas del mundo sintético. Pueden provenir de plantas, proteína animal o mineral, entre las más conocidas está el Tencell derivado del rayón proveniente de la celulosa, también fibras a partir del maíz, la caña de azúcar (bio-sintética) la soya y más. De la proteína animal, más específicamente de la caseína de la leche, se obtiene el Aralac o lana de leche, fibra muy suave y resistente pero de difícil manufactura, por lo que su uso es limitado y su valor a veces elevado. Y mineral o algínica, a partir del alginato de sodio, que es utilizada en mezcla con otras fibras para obtener diversos resultados de fantasía, pues es soluble al agua. 

 

Al ir a comprar lanas, ¿quisieran llevar la tienda entera?

 

NO TE PIERDAS: Hilados lujosos en Buenos Aires · Entrevista a Sonia Vera

 

De estos tres grupos de lanas o fibras, se desprende su descendencia mestiza, conformada por toda la gama textil que contiene infinitas posibilidades de mezclas entre naturales, sintéticas y artificiales, un mundo de diversas cualidades y utilidades. ¿Acaso no les pasa que al ir a comprar lanas, muchas veces quisieran llevar la tienda entera? ¡Jejeje, a todas nos pasa! 

 

En general no existe una regla o guía que nos dicte qué debemos emplear en cada proyecto de tejido o artesanía con las fibras, pues siempre dependerá de nuestro gusto, cualidades específicas de la estambre, lo que queremos lograr, la forma, caída, textura, color, grosor, espesor, terminación rústica o acabada, si será una prenda, un accesorio o un adorno etc.

 

Es difícil explicar con palabras cómo es realmente cada fibra, más allá de los aspectos generales, pues sólo mirando directamente, tocando, sintiendo, incluso oliendo, escuchando y saboreando se puede conocer y reconocer cada fibra... Ah! Sí, ¿cómo es eso de oler, escuchar y saborear? Ya les contaré en un próximo artículo, pero por ahora les invito a explorar mucho más de este magnífico universo de las fibras. Si deseas comentar, compartir o consultar, te invito a escribir en la casilla Facebook que encontrarás al pie de página o directamente en la sección de contacto de la revista. 

 

A REVISTA

 

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Lee también: 

December 28, 2018

December 28, 2018

December 28, 2018

December 28, 2018

November 29, 2018

November 29, 2018

Please reload

Ediciones
Please reload

· Lana Wolle Youtube©·   Lanawolle.com©·   Todos los derechos reservados · Diseños exclusivos de Emporio Lana Wolle. Copias Totales o parciales serán penalizadas por la Ley.

 "Y Jehová te abrirá su buen depósito, el cielo, para dar lluvia a tu tierra en su tiempo, y para bendecir toda obra de tus manos..." Deuteronomio 28:12